¿Vale la pena el G-SYNC?

En el momento en que el enorme de hardware Nvidia ingresó su tecnología G-SYNC patentada al público en 2013, logró la osado afirmación de que esto daría una solución revolucionaria a los viejos inconvenientes de desgarramiento de la pantalla y tartamudeo. Cuando los monitores habilitados para G-SYNC salieron al mercado por año siguiente, resultó que Nvidia llevaba razón. G-SYNC cumple con su noble promesa y da una solución creativa a un inconveniente que estuvo plagando a los players esencialmente desde el momento en que pasamos de los gráficos basados en artículo.

Entonces, si quiere una respuesta lo más corto viable a la pregunta que transporta exactamente el mismo nombre que este artículo, sería sí. G-SYNC merece. No obstante, si tiene paciencia con en el transcurso de un poco más de tiempo, le vamos a explicar el tema subyacente que aborda esta tecnología y le vamos a ofrecer más datos sobre por qué razón pensamos que es una inversión que vale la pena.

El inconveniente

G-SYNC fue diseñado como el próximo paso evolutivo de la tecnología VSync que existe y los dos abordan exactamente el mismo inconveniente: dado que los monitores tienen una continuidad de actualización fija en tanto que la agilidad de salida de las GPU (entidades de procesamiento gráfico) es variable. La raíz de este inconveniente se remonta a los primeros televisores accesibles en el mercado.

O sea, los primeros televisores se edificaron con una continuidad de actualización desarrollada para ajustarse a la red eléctrica, por lo cual 60 Hz se transformó en la regla. En el momento en que llegó el instante de desarrollar los primeros monitores de PC aplicados para el mercado abierto, esta tecnología CRT (tubo de rayos catódicos) ahora se encontraba bien establecida, por lo cual se amoldó para este nuevo propósito. De ahí que, los monitores de 60 Hz son el estándar hasta hoy, más allá de que pasamos de los CRTs a los cuadros planos. Hay monitores con frecuencias de refresco más altas, que llegan hasta los 240 Hz, mas el principio subyacente es exactamente el mismo.

Conque pongamos que tienes un monitor de PC estándar de 60 Hz. Esto quiere decir que refrescará la imagen que mires 60 ocasiones por segundo. Por otro lado, posiblemente la GPU no en todos los casos genere 60 fotogramas por segundo, en dependencia de la dificultad de la escena que necesite renderizar. Si estos dos procesos no están ajustados, se generan inconvenientes gráficos.

Si su tarjeta gráfica manda una exclusiva imagen en la mitad del período de actualización de su monitor, se genera un desgarro de pantalla. Los gráficos que se ven en el monitor contendrán esencialmente dos imágenes, parte del marco de hoy y otra sección del previo, con una destacable «línea de rotura» entre . Verá exactamente los mismos elementos en situaciones sutilmente distintas en la pantalla, tal y como si alguien hubiese roto su imagen y no la hubiese juntado bien. Es realmente difícil ignorar y puede romper instantáneamente su inmersión.

VSync

A lo largo de varios años, la única solución a este inconveniente fue prender VSync. VSync es una solución de programa que sincroniza estos dos procesos (de ahí su nombre) forzando a la GPU a retener el envío de actualizaciones de pantalla hasta el momento en que el monitor empieze un nuevo período de actualización. Esto descarta el desgarro de la pantalla, mas tiene un coste.

El primero de los dos inconvenientes que VSync puede provocar es el tartamudeo. Toda vez que el desempeño de la GPU desciende bajo la continuidad de actualización del monitor, VSync lo compensa dibujando exactamente el mismo fotograma un par de veces. El espectador siente esto como un tartamudeo y la imagen en la pantalla hace aparición muy entrecortada. No solo es esta otra forma de bajar su disfrute de los juegos de azar, sino además es increíblemente cansador para los ojos.

El otro inconveniente es el delay de entrada, un retardo destacable entre el instante en que se emite un comando por medio de la pulsación de un botón y la acción correspondiente que tiene sitio en la pantalla. Varios players, fundamentalmente los que compiten en campeonatos, piensan inaceptable este delay de entrada y eligen por apagar VSync y padecer el desgarro de la pantalla solo para evitarlo.

G-SYNC

Aquí es donde entra en juego el G-SYNC de Nvidia. Es una solución de hardware, un módulo que viene dentro en los monitores, que soluciona los dos inconvenientes que VSync puede provocar. Ahora puedes acertar que sincroniza la continuidad de actualización del monitor y la salida de la GPU, mas lo realiza de la manera opuesta a VSync. En vez de lograr que la GPU espere en el monitor, G-SYNC ordena a la pantalla a ajustarse a la tarjeta gráfica.

Consecuentemente, da igual si tu GPU tiene inconvenientes con una escena especialmente riguroso o bien si tienes un conjunto de juego monstruoso que saca fotogramas tal y como si no tenga existencia el mañana, tu tarjeta gráfica y tu monitor siempre van a estar en sintonía. Esto provoca que el desgarro de la pantalla sea cosa del pasado, mas sin ingresar el tartamudeo ni el retardo.

Qué es lo que significa esto para

Antes que nada, G-Sync da una vivencia de juego considerablemente más interesante. Los gráficos suaves y sedosos te aceptan sumergirte completamente en el planeta del juego y perderte en las increíbles lentes visuales que los motores de los juegos para videoconsolas modernos tienen la posibilidad de generar. Sin lagrimeo y tartamudeo, no hay dispesiones no deseadas. Aparte, visto que su imagen no tartamudee además supone que hay menos fatiga visual.

Seguidamente, la reducción del retardo puede ofrecerle una virtud competitiva. Inclusive si solo andas jugando online desde casa, en vez de competir en campeonatos oficiales, ese retardo de fracción de segundo puede marcar gran diferencia en los juegos de ritmo veloz.

Por último, al adoptar la tecnología G-SYNC, prepara su PC para el futuro. Un monitor no es algo que se adquisición de año en año y al escoger G-SYNC en este momento, se afirma de que no deberá preocuparse por su pantalla en los años venideros.

En el final, aguardamos haber logrado guiarte a aclarar ciertas inquietudes sobre G-SYNC y lo que verdaderamente hace. Si es al menos medio serio sobre los juegos para videoconsolas, pensamos que merece la inversión para hallar un monitor que soporte esta tecnología. Es el sendero del futuro y cuando lo experimentes de primera mano, será verdaderamente bien difícil, inclusive nos atreveríamos a decir irrealizable, ser de nuevo como eran las cosas antes.

Entradas similares

PS4 Play While Downloading comienza en PS3 con The Last of Us

Los más destacados servidores de discordia Minecraft

Cinco enormes apps que todo usuario de Merge Cube debería tener!

Los más destacados juegos de estrategia sin conexión sin conexión WiFi para Android

EA Sports NHL 14 Sim pronostica el St. Louis Blues como vencedor de la Stanley Cup

Los 5 mejores auriculares para Xbox One

Deja un comentario